28 septiembre, 2011

Barcos de papel


No sabes que para mí los restos de todo lo demás
penetran hondo sin saber que hay un hueco extrañamente golpeado,
es perturbador sentir ardor cuando algo toca tu nombre
aún sabiendo que hoy estarás aquí, calándome los huesos.

Puedo perdonarme mis pares de silencios al escribir
y pararme despacio como el recorrido de un caracol.
Saberte a más y dejarnos a menos
con las solapas de nuestros trajes
que se llevan algún susurro de antes mal querido,
pero no puedo evitar sentir esta estúpida sensación
de miedo a perder, de corromper trivialidades;
de sentimiento, de furia ofensiva.

Pero no me olvido de que las risas nos cuentan historias de miedo
Frente a frente, labio con labio
para convertirnos en incrédulos y saber que nunca va a pasar.

Porque perderte sería como mirarnos en barcos de papel
que se inundan buscando un ápice de miedo en nuestro reflejo,
porque mis sonrisas no serían tan verdaderas si no les haces cosquillas;
porque un día me dijiste que nunca era de más
querernos, querer, seguir queriendo.

Porque sin ti nada es tan importante
que sentir que ya no habrá pares de silencio
si no tres, cuatro, cinco …

2 comentario(s):

Loida dijo...

Es precioso!! La ultimas frases me encantan, desde " porque mis sonrisas no serian tan verdaderas si no les haces cosquillas" hasta el final. Pero vamos, cada una de las palabras lo hacen precioso.
Gracias por compartir joyas asi!!

Juan Carlos Ventura dijo...

sencillamente, me ha encantado. Es de esos poemas que duelen, de tan intensos que son. He acariciado los matices de cada verso, he degustado cada imágen que has dibujado con tus palabras.
Mi más sincera felicitación. Solo te pido una cosa... No me dejes tanto tiempo sin compartir poemas tan bellos como este.